TRADICIÓN, MISTICISMO E INNOVACIÓN EN 3ERA CENA DE LA CORDIALIDAD DE MARGARITA GASTRONÓMICA

Publicado el 16/09/2015
Pirañas y babas del Orinoco se encontraron con el aroma del ají margariteño, el cerdo, orégano, mariscos y cocos insulares.

(Isla Margarita, 25 de agosto de 2015) Una inolvidable noche que combinó el exótico misterio y la asombrosa diversidad del Orinoco con los productos del mar y la despensa insular caracterizó la 3era Cena de la Cordialidad de Margarita Gastronómica, celebrada en los hermosos jardines de la  Hacienda El Tanque, donde la tradición e innovación se dieron la mano para seducir a más de  60 comensales.

La experiencia empezó a las 5 de la tarde con el recorrido desde Porlamar hasta El Valle de Pedro González, durante el cual los anfitriones explicaron el trabajo adelantado por Margarita Gastronómica y conversaron sobre  la siembra de ají dulce y la producción de  destilados que realizan en la Hacienda El Tanque, escenario perfecto para la velada.

La terraza de la piscina fue el lugar propicio para recibir el coctel de bienvenida y apreciar el atardecer margariteño desde los altos del Valle de Arimacoa. Tras este brindis privilegiado, bajaron hacia los jardines de la casona de la Hacienda El Tanque, donde Fernando Escorcia, presidente de Margarita Gastronómica les dio la bienvenida y los invitó a disfrutar del agua de manantial de la hacienda, un shot frío de Licor de ají margariteño y una bandeja de sabores de Guayana, detalle sorpresa ofrecido por el chef Juan Carlos Sayalero.

Inmediatamente los chefs Juan Carlos Sayalero y Tomás Martino describieron al público los sabores que disfrutarían durante la velada. Sayalero precisó que desde Guayana Sabe Bien están empeñados en promover los sabores del estado Bolívar por toda Venezuela y el mundo, por su calidad, historia, importancia ancestral y misticismo. Efusivamente manifestó su emoción por tender puentes hacia Margarita y participar de la jornada: “Guayana sabe bien y Margarita también”, dijo.

Martino, por su parte, explicó que su menú estaba inspirado en la despensa margariteña, de mar y tierra, reforzado por el talento de los emprendedores y productores locales, quienes hacen posible  el privilegio de usar ingredientes como frutos del mar bien frescos,  ají margariteño,  cerveza artesanal, licor de ají margariteño, harina de pan del año, orégano pedrogonzalero y  ponche de Arimacoa, entre otros.

Seguidamente, empezó el servicio, coordinado por los chefs Sumito Estévez en cocina, Krusbery Valerio  y Gabriela Berrizbeitia en Sala, con la participación del voluntariado de las escuelas locales de cocina Instituto Culinario y Turístico del  Caribe, Instituto Iberoamericano de Recreación y Turismo, La Caserole Isla de Margarita y Fundapi-Upel.

Empanada con pan del año y pescado, cubos de pescado frito y guasacaca de mango verde sobre funche aliñado de ají margariteño y rompe colchón alicorado integraron la entrada Paseo de pescador Margariteño, con la cual el Chef Tomás Martino comenzó a deleitar a los comensales. Un fresco cocktail de la Hacienda El Tanque, ligeramente alicorado armonizó la entrada.

El misterio ancestral pemón llegó a sala con la 2da entrada denominada Trío de bocados guayaneses. Los sabores de costilla de morocoto ahumada sobre quenelle de cremoso de palo a pique guayanés con coulis de ají dulce margariteño,  pastel de rabo de baba salada en homenaje al maestro Rubén Santiago y un bocado de Tumá pemón impresionaron a los invitados, muchos de los cuales desconocían estos sabores exóticos nacionales.

Curiosidad y asombro se vio en la cara de los comensales al recibir en mesa su Clamato de Caribe (piraña del Orinoco) con sopa de tomate y hojas de lochita, armonizado con un cocktail de la Hacienda El Tanque. De las profundidades del Orinoco volaron hacia los altos tepuyes de Bolívar, representados en otro  plato del chef Sayalero  identificado como Tepuy de maíz tierno relleno de mar y río (lau ahumano y mariscos margariteños), bañados con salsa de merey pasado.

Con la certeza y el placer de haber vivido una experiencia exótica e inolvidable, los invitados continuaron disfrutando del menú y recibieron al chef Tomás Martino con su muy celebrado Cerdo marinado en orégano pedrogonzalero, cocinado a baja temperatura, con puré de chaco y pomalaca y encurtido de chimbombó. 

Un bombón de mazapán de merey relleno de jalea de mango sobre cremoso de queso guayanés y mermelada de ají margariteño concluyó la propuesta de Sayalero, mientras que Martino despidió la noche con un vasito de cepillao de agua ‘e coco, ponche de Arimacoa y coco ralla’o.

Para finalizar Fernando Escorcia tomó la palabra y agradeció la presencia de todos los comensales porque su participación contribuye a la realización del 4to. Festival Margarita Gastronómica Octubre 2015. Anunció los ganadores de las rifas y obsequios, entre los que destacaron un mapire contentivo de diversos productos artesanales de los emprendimientos gastronómicos margariteños, los libros cortesía de la Librería Tecnibooks y 2 viajes a Canaima, cortesía de Guayana Sabe Bien. Seguidamente invitó a las brigadas de sala y cocina a recibir un fuerte aplauso por parte del público, que emocionado levantó su shot de ron de ponsigué de El Bonguero y celebró la gastronomía venezolana, presente a través de la cocina margariteña y la guayanesa.

Cedió la palabra al Chef Rubén Santiago, quien con la alegría y humildad que lo caracteriza expresó al Chef Sayalero, que si “Guayana sabe bien por que es el jardín de Dios”, en Margarita lo recibimos con “la inmensidad del mar de la Virgen Bonita”. Finalmente, el Chef Sumito Estévez expresó su alegría por la jornada, agradeció a cada uno de los restaurantes y colaboradores que están presentes en los eventos, aún sin estar físicamente y enfatizó “esta cena es expresión de la Venezuela posible, donde podemos encontrarnos para construir el país que queremos y deseamos”.

Finalmente un fuerte aplauso cerró la mística jornada gastronómica, posible gracias al patrocinio de Banco Nacional de Crédito, Hacienda El Tanque, Lidotel Agua Dorada, Frigorífico Los Tavares, Unik Hotel, Turaser  y Licor de Ají Margariteño.

INÉS RUIZ

CNP 11.969